======================================

MIMIKINDER: EJERCICIOS PARA EMBARAZADAS ¡LEVÁNTATE CON ENERGÍA!

---(¡NUEVO POST! TEXTO - FOTOS: MIMI KINDER)---

¡Hola chicas! ¿Cómo puede ser que todavía no haya escrito sobre esto? 



Hacer ejercicio no es incompatible con el embarazo, lo que no podemos es hacer sobreesfuerzos dado que evidentemente hay limitaciones durante este periodo, pero hay muchas actividades que podemos realizar y que son súper beneficiosas tanto para nosotras como para el desarrollo de nuestro de bebé.
Tranquilas, ¡¡que no os voy a pedir esto!!:



Así que no seáis perezosas! Ahí van 5 ejercicios para despertar con energía de buena mañana! Como podréis ver, a mí me acompaña hasta el perro!! J:
1-      Estírate en la cama à Cuando te despiertes, estira lentamente todo el cuerpo en general, desde los dedos de los pies hasta los de las manos, gira los tobillos y las muñecas, bosteza y mueve la pelvis. Así reactivarás la circulación sin pasar de la relajación total a la actividad bruscamente. Después estira los brazos hacia arriba a la vez que estiras las piernas hacia abajo, para estirar la columna y músculos de las extremidades todo lo posible. Mantente así  5 segundos y después relájate. Todavía tumbada, cógete una pierna y sujétatela con una mano por detrás de la rodilla. Acércate la rodilla al pecho y notarás como se estira la zona de la ingle y parte interna del muslo:



2-      Muévete como un gato à Ponte a 4 patas, con las rodillas apoyadas (sin bajar de la cama), ligeramente separadas y con los brazos abiertos a la misma altura de los hombros. Simula los movimientos de un gato espirando mientras que elevas la espalda, bajando la cabeza, e inspirando levantando la cabeza hacia delante, mientras la espalda se arquea y la barriga se acerca a la superficie de la cama. Este ejercicio es ideal para vuestra espalda y lumbares, pero también para el bebé, que durante estos movimientos tiene más espacio en la barriga y se siente más cómodo.



3-      Estira cuello y brazos à Ahora siéntate en la cama con los pies en el suelo, Inclina la cabeza hacia el lado izquierdo y con la mano izquierda sujeta la mano derecha estirando el brazo. Mantén la tensión durante 15 segundos y repite el lado izquierdo. Después pon los brazos delante de ti y, con la mano izquierda cógete el codo derecho y estira hacia el  hombro izquierdo. Mantente así durante 15 segundos y repite con el otro brazo. Finalmente, cruza las manos con los brazos estirados hacia delante y las palmas de las manos hacia fuera, e intenta estirar los brazos hacia delante, a la altura de los hombros.



4-      Estira la columna à Ponte de pie y coloca los pies en paralelo con las puntas hacia delante, las piernas separadas a la altura de tus hombros y ligeramente flexionadas. Flexiona también el busto hacia delante, con los brazos colgando, hasta notar cómo se estira la parte posterior de tus muslos, glúteos y lumbares. Si puedes, da unos pasos con los pies descalzos, e imagina que coges una flor a cada paso, estirando el brazo derecho mientras avanzas con la pierna izquierda, y viceversa. Por último levántate despacio, manteniendo la cabeza inclinada y los brazos relajados, con cuidado de no marearte.



5-      De pie, para reforzar el periné à Para finalizar, ponte de pie con las piernas separadas y las puntas de los pies mirando hacia fuera,  inspira mientras elevas los brazos hacia los lados, hasta llegar a la altura de los hombros. Después espira y baja los brazos nuevamente, flexionando las rodillas y agachándote hasta donde puedas. Por último, vuelve a elevarte con la espalda recta y manteniendo la mirada hacia delante. Repite la secuencia 5 veces. Se trata de un ejercicio muy bueno para reforzar los músculos de las piernas y estirar los de la zona del periné.


Además de estos ejercicios caseros, que os harán sentir mucho mejor y empezar el día súper relajadas, hay otras alternativas muy beneficiosas como la natación (hay cursos especiales para embarazadas) que, entre otras cosas, favorece que la pelvis y el cuerpo en general se suelten y relajen (curiosidad! La natación en conjunción con la actividad de “hacer el pino” -siempre con ayuda-  favorece a que un bebé cambie de posición de nalgas a cefálica!);  o como el pilates, que relaja los músculos que se nos sobrecargan con el cambio postural durante el embarazo, ayuda a prevenir dolores y traumatismos por el aumento de peso, y  además nos hace adquirir un mayor control de nuestro cuerpo, lo cual resulta muy útil para el momento del parto.


Se acabaron los amaneceres perezosos chicas!! Ánimo y hasta la próxima!

Puedes compartir y seguir mi día a día, dudas, looks, y experiencia en...

TWITTER: miriam_piqueras
INSTAGRAM: miriam_piqueras

¡Te espero! 
Share on Google Plus
    Blogger Comment
    Facebook Comment

======================================

======================================